Elizabeth: La marca de sus pasos

Cuando era niña, recuerdo que me encantaba ver una, dos, tres, … hasta diez o más veces, todos los episodios de “El narrador de cuentos”. Ya saben, el viejito que junto a su perro contaba las más maravillosas historias de amor, aventuras, drama, terror, etc. Me fascinaban todos los cuentos, pero quizás el que más me marcó fue el de “El soldado y la muerte”. Ver a la muerte personificada y llena de temor, como si fuera un ser palpable, como todos nosotros, siempre me causaba muchísima curiosidad. ¿Y si hubiera la oportunidad de hablar con la Muerte?, exactamente, ¿qué le preguntarías? ¿qué le dirías? Debo confesar que soy una fan de las historias de fantasmas, seres sobrenaturales, espíritus chocarreros y demás… ok, no. Me gustan las historias donde se combinan la realidad con la fantasía y más aún, si tienen algo de oscuridad en ellas. En la vida de Elizabeth, todo esto no solo es parte de su día a día, sino que tiene el poder oculto que tanto me intrigaba de niña; ella puede hablar con la muerte. Bueno, no hablar directamente con ella; pero sí puede presentirla, verla acercarse, ser protegida y, sobre todo, ser amada por ella. Elizabeth muere a una edad muy temprana dejando a su madre desconsolada; sin embargo, la muerte la regresa a la vida y le da el “don” de verla y de advertir también cuando será el turno de llevarse a aquellos que la rodean. Un poder oscuro, pero muy imponente, ¿o me dirán que no es así? Esta es la trama central de la novela “Elizabeth, la marca de sus pasos”, escrita por una de las autoras más honestas, cálidas y entusiastas que conozco: Mayra Ortiz. De ella he leído varios cuentos sobrenaturales, pero este es, quizás, mi favorito y quiero contarles la razón. No es un secreto que me gustan las novelas donde las protagonistas son mujeres fuertes y decididas; y si bien al inicio este no es el caso de Elizabeth, ella va descubriendo, poco a poco, cómo convivir con su peculiar “don” y utilizarlo según lo necesario para proteger a los suyos, sin sobrepasar los límites de su propia fragilidad y moralidad. Y es aquí donde voy a mencionar lo rico de tener una contraparte antagónica, igual de fuerte, pero completamente diferente a Elizabeth; nuestra villana de la historia, la astuta, provocadora y belicosa Mirna, quien no duda en hacer lo que sea para lograr sus objetivos. Mirna es una villana imposible de no odiar; ella fue creada para ser aborrecida no solo por los personajes de la historia sino por todos nosotros, los lectores. Quieres que la atrapen, quieres que se vaya, quieres lo peor para ella y es ese juego de misterio y ansiedad de querer saber qué ocurrirá lo que te lleva a seguir leyendo. Llegado un momento, sientes que más allá del destino de Elizabeth, tú deseas conocer el final de Mirna y si realmente obtendrá lo que merece. La novela está llena de figuras femeninas de poder y necesito mencionar a mi favorita de ellas: Lluvia, la madre de Liz. La devoción materna, la delicadeza de su cuidado y la aceptación del “don” de su hija, son el símbolo de amor en una historia de guerra entre el bien y el mal. Lluvia es el personaje mejor construido por Mayra ya que es el más completo en carácter y el que más empatía causa en los lectores, incluso por encima de la propia Liz que muchas veces suele ser muy ingenua. “Elizabeth, la marca de sus pasos” es una novela bastante rápida y eso es bueno, pero siento que nuestra escritora se apresuró en llegar a un final y no logró sacar el máximo provecho a los dones de su heroína. Si bien es cierto que el final se siente el indicado, no puedo dejar de añorar haber leído más sobre la habilidad de Liz y sobre su relación con la mismísima muerte. Me encantaría una saga donde la muerte vuelva a elegir a distintas mujeres para darles el mismo don… ya me puse a vagar por los rincones de mi mente, pero eso es porque la trama, la premisa y el desarrollo de la historia lo valen. Esta es una novela que la van a terminar en menos de dos horas y es un buen inicio para conocer el mundo dentro de las historias de Mayra Ortiz, y reconozcan una pluma que día a día crece y que tiene en lo sobrenatural su nicho y su propio peso. Pueden encontrar la novela en el siguiente link: https://www.wattpad.com/story/204719415-elizabeth-la-marca-de-sus-pasos-%C2%A9 Y conocer más de Mayra en: https://www.facebook.com/profile.php?id=100022825156364 Soy “La gata que solo leía fantasía” y los veo pronto en otra reseña. No se olviden de seguirme en mis redes sociales y darse una vuelta por mi toda la web: mililofre.com.

Lima, Perú - Hecha por Frescia Milagros - info@editorialarrowy.com

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now